Blade Runner

Ya he cubierto una de las grandes lagunas cinematográficas que tenía. Y maldita la hora en la que lo hice. Blade Runner es una de las películas más sobrevaloradas de la historia. O, mejor dicho, la que más. No me arrepiento de haberla visto, así puedo juzgar con conocimiento, pero vaya casi dos horas más desaprovechadas.

Cierto es que es una película de 1982 y, además, ambientada en el año 2019. Plasmar sobre la pantalla una película futurista, con los recursos de aquella época, tiene su mérito, no hay duda. Pero se puede hacer mejor. Y eso que yo he visto Blade Runner: the final cut, que está retocada digitalmente.

A pesar de no haber visto hasta ahora la película, ya conocía la trama. Esa historia en la que Harrison Ford, en el papel de blade runner (policía), debe dar caza a unos replicantes, criaturas semejantes a los humanos. Y es precisamente la historia lo único que salvo de la película. Ahí el mérito se lo lleva Philip K. Dick, ya que fue él el autor de la novela en la que se basa la película, ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas? 

Fuera de la historia, la cual se podría haber plasmado de mejor forma, no me ha gustado nada más de la película. Y eso que, como suelo hacer habitualmente, mis expectativas eran muy bajas. El ambiente futurista y oscuro no convence, los personajes no son empáticos y la música de Vangelis es pesada desde el primer minuto. Ni siquiera salvo, como en otras ocasiones, a los actores. Harrison Ford tuvo que esperar horas y repetir tomas durante el rodaje y ese hastío llega hasta el espectador. Los críticos ensalzan la actuación de Rutger Hauer, especialmente su monólogo final. Sobrevalorado, una vez más.

No sé cómo ha llegado la película a ser tan alabada. En taquilla sufrió un severo correctivo, pero no sé si fue ya en aquella época cuando se volvió una película de culto, o ha sido un proceso gestado con el paso de los años. De cualquier forma, no veo los motivos. Con tantos fieles que tiene Blade Runner, espero que alguien pueda darme algún argumento que pueda cambiar mi parecer la obra de Ridley Scott.

Anuncios

8 comentarios en “Blade Runner

  1. ¡Hereje! ^^

    Bueno, allá va mi respuesta.

    En primer lugar no estoy de acuerdo con el desaprovechamiento de recursos. Cierto es que en la película hay escenas que a día de hoy puedan ser visualmente sonrojantes, pero otras escenas son ampliamente pasables en el cine actual. Quizá podríamos arreglar los gallumbos de Rutger Hauer, hacerlos más modernos, pero sigue inquietando su persistente caza en busca de Harrison Ford.

    Los personajes pueden no ser empáticos. Pero…¿tienen que serlo? ¿eran interesantísimos los personajes del “frío” Julio Verne? Y sin embargo sus historias tienen calidad, aunque esa calidad la protagonice la narrativa o la trama, más que los protagonistas. Sí, son parte importante, pero no pasa nada porque los personajes no sean empáticos. ¿Da la sensación Harrison Ford de ser un Blade Runner descarado y con poco escrúpulo por matar a los replicantes? La da. ¿Parece Rutger Hauer realmente obsesionado por el límite de edad? Lo parece. Y no hace falta irse a las puertas de Tanhausser.

    ¿No te convence el ambiente futurista y negro? Pues es precisamente una de las esencias de la película, vademécum de todo un género como es el ciberpunk. Si no fuera por Metrópolis, sería probablemente la gran primera obra cumbre del género, tantas veces imitada en películas como por ejemplo Dark City.

    ¿Vangelis pesado? Otra de las esencias de la película. La música permite convivir con ese futuro tecnológico pero triste y deprimente, con esos sonidos espaciales, esas derivaciones saxofonistas que se entremezclan con la negrura nocturna.

    ¿El monólogo final sobrevalorado? Es una de las grandes citas del cine. Escueta, y sorprendente por el cambio de actitud de Rutger Hauer. Para mí la secuencia es bellísima.

    Creo, sinceramente, que te ha pasado lo mismo que me ha pasado a mí con otras películas antiguas. No las vimos a tiempo. Las vemos ahora desde el filtro del iPhone, de Twitter, de la modernidad que nos abraza. Y ello lo comparamos con los, ahora, rudimentarios recursos que pudieron usarse en la película. Pero es una gran película, y no sólo eso, es un referente. No sólo individualmente, sino también en cuanto al género del ciberpunk.

    Viendo El Padrino pensaba que si una persona la viera ahora, podría reírse en la escena en que Sonny Corleone le pega una paliza a su cuñado, al ver claramente que el actor, al pegarle puñetazos, ni siquiera le toca.

    Es mi opinión, ¿eh?, cada uno tiene la suya. Pero creo que lo único que te ha pasado es que la has visto unos diez años tarde 😛

    ¡Un saludo!

    • Entiendo que pudo marcar a mucha gente en 1982, pero no creo que sea una película que definiera un antes y un después en la historia del cine.

      También es cierto que es cuestión de gustos. El escenario sombrío puede no gustarme a mí, pero apasionarle al fan de Tom Burton.

      Lo de la empatía de los actores creo que siempre es fundamental. No solo para atraer al espectador, sino para hacer creíbles las escenas. El enamoramiento entre Deckard y Rachael no tiene ningún tipo de feeling.

      Reconozco que la música de Vangelis no me gusta, pero en la película me parece cargante. Si se critica a Hans Zimmer en la última entrega de Batman, esto me parece peor.

      Y sí, tienes razón diciendo que ahora se ven las películas desde otra perspectiva que hace años. Puede que en 1982 no hubiera sido tan crítico con ella, pero, siguiendo el ejemplo que citas, El Padrino me sigue pareciendo una obra maestra y esos pequeños fallos no me molestan para nada.

      A ver, tampoco es un bodrio, pero me parece que está muy sobrevalorada.

      Y gracias por el comentario, por cierto 😉

  2. Coincido bastante con Mith, Iker.

    Te lo dije ayer y te lo repito hoy: viste la película con parámetros actuales. Pero es una obra maestra en muchos sentidos: por el guión -ya me dirás en qué está desaprovechado-, por una atmósfera muy inquietante y que nadie había probado hasta entonces, por unos personajes definidos… incluso la música, que a ti no te gustó, esta logradísima para muchos.

    Hay mucho de subjetivo en tu “crítica”: que si ibas con expectativas bajas, que si no te convenció el ambiente… pero es innegable que hizo una gran contribución al cine moderno.

    Y si esta película te ha parecido la “más sobrevalorada de la historia”, entonces tenemos un problema, jaja, porque puedo darte unos cuantos títulos que te harán cambiar de opinión. Palabra.

    • El guión es lo único que no le discuto a la película, así como el concepto de novedad, rompedor hace 30 años y que hoy se me escapa. Y puede que sí contribuyera en gran manera al cine moderno, pero es hora (lleva siéndolo bastante tiempo) de pasar página.

      Bastante gente me está diciendo que la idea filosófica de los replicantes-blade runners es magnífica y de gran actualidad en estos días. Cuando vuelva a ver ‘Equlibrium’, escribiré un post y ojalá pueda convencer a alguien de que esa idea es mucho más poderosa que esta.

      Estaré encantado de escuchar esos títulos tan sobrevalorados.

  3. ¡Fíjate lo difícil que era que te gustara! Ni te gustan los ambientes sombríos ni la música de Vangelis. Es como si ves Pulp Fiction sin gustarte Dick Dale ni la violencia.

    Yo creo que SÍ es una película que marca un antes y un después, precisamente por lo que comenté. Si quitamos Metrópolis, es la primera gran película de ese estilo, precursor de muchas más películas. Puede gustarte ese estilo o no, pero es una referencia.

    La relación entre Deckard y Rachael es lo único que te voy a conceder, que igual podría haberse profundizado un poquito más 😛

    ¡Un saludo!

  4. En su momento impactante, no para saltar de la butaca, sino para recostarse y saborear cada detalle: fotografía, música, ambientación. La penumbra, la lluvia, las luces de neón, las enormes pantallas publicitarias.

    El ambiente del mercado, el test a los replicantes…muchos pequeños detalles, en el guión y en la realización, que después se han visto, mejorados, en otras películas, pero esta fue la precursora.

    La interpretación es más un conjunto. Cada uno monta su personaje, con esa mezcla de distanciamiento, resignación y pesimismo: estabamos saliendo de una crisis como esta o peor: no hay futuro, o si lo hay es muy desapacible.

    Como Apocalipsis Now, Pulp Fiction, Matrix,…El Padrino, El Señor de los Anillos,…, y tantas otras, está en nuestra retina, en nuestra historia, en nuestra cultura.

  5. Hola Iker. Enhorabuena por tu blog.
    Te dejo aquí una de mis impresiones sobre esta película, de cuando la ví en su día, que me pareció una de las claves por las que salí del cine con el estómago encogido y la cabeza apabullada…
    Hasta esta película, según creo, se solía dar explicación o justificación visual o argumental a todo lo que aparecía en ellas, pero en Blade Runner el director (una de las claves de su genialidad) Ridle Scott nos muestra imágenes, situaciones, lugares, objetos o personajes sin darnos ninguna explicación, como dando por supuesto que nosotros deberíamos ya de saber por qué aparecen o están ahí. Por ejemplo: se ven algunos coches volantes, pero no sabemos si sólo la policía los tiene, lo tenemos que deducir… El ayudante del creador de los replicantes vive en un amplio piso lleno de autómatas, en un edificio que parece abandonado, y no sabemos porqué, ni qué son esos autómatas… El propio personaje de Harrison Ford es el de un ex-policía, pero no sabemos a qué se dedica ahora que no ejerce… La atmósfera nocturna de casi toda la película sólo puede ser debida a una especie de atmósfera contaminada o nublada permanentemente en las ciudades, pero no te dicen nada de ello… Y así con muchos detalles, por no decir casi todos.
    En definitiva, no se da apenas información, a pesar de las dos horas de metraje y creo que ese es en parte uno de los encantos de la película… que invita a verla más veces para tratar de comprenderla en toda su complejidad.
    Imagino que después de tantos años y tras haber visto muchas pelis de ciencia ficción es fácil encontrar explicación a muchas de las cosas que ves en ella, pero en su día no lo fue. De ahí que la diferencia de contexto que puedes haber tenido al verla ahora te haya hecho percibirla de distinta manera.
    Una de las pocas cosas que se retocaron en la versión “montaje del director” es el final, ya que en la original era tremendamente ambiguo si él se va con la última replicante sin acabar su trabajo “retirándola”, o no…

    Un saludo.

    _Craigchek_

    • Gracias por el comentario.

      Interesante punto el que comentas del desconocimiento que hay sobre ciertos temas de la película. En eso no me había parado a pensar, pero es cierto que esa ambigüedad abre un amplio abanico a la imaginación.

      Cuando vea la película de nuevo (porque no hay duda de que volveré a hacerlo), seguramente tendré otra visión sobre determinados aspectos como los que tú comentas.

      Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s