My week with Marilyn

Siempre he querido calificar una película como “deliciosa” y, por fin, puedo hacerlo. Pocos adjetivos se me ocurren que describan mejor Mi semana con Marilyn.

Más que conocidos son la vida y milagros de la rubia más tentadora que ha pasado por Hollywood. Y muchas son las veces que se ha intentado recrearla años después de su muerte. Sin haber visto ninguno de esos intentos, afirmo que no son mejores que esta película. La brillantez en la interpretación de Michelle Williams es tal que no hubiera sido descabellado que le hubiera arrebatado el Oscar a Meryl Streep.

Williams recrea a la perfección la infelicidad de Monroe, una mujer tan atormentada e insegura como idolatrada por todos. Kenneth Branagh, que también fue nominado al Oscar como mejor actor secundario, también borda el  papel de sir Laurence Olivier.

Merece la pena ver la película solo por las interpretaciones. La historia también atrapa, tanto por estar basada en hechos reales, como por la buena recreación del ambiente british y el set de rodaje de El príncipe y la corista. Lo que engancha es, sin duda, la tentación hecha mujer, pero el resto está a la altura.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s